DESCUBRIENDO EL PARQUE NATURAL DE SANABRIA

Tres días nos ha llevado nuestra pequeña y, por primera vez para el Grupo de Montaña Orza, incursión en la provincia de Zamora y más concretamente en el Parque Natural de Sanabria. Claro es, que poco tiempo hemos tenido para «explorar» toda la riqueza en sendas y rutas de montaña que Sanabria ofrece, pero gracias al plannig confeccionado por la Comisión de Montaña del Club, y el excelente clima que nos acompañó en todo momento, exprimimos hasta el último minuto, apurando hasta prácticamente el regreso a casa.

En la primera jornada, recién llegados, visitamos Puebla de Sanabria, pueblo incluido entre Los Mas Bonitos de España y donde pudimos recorrer sus empedradas calles y comprar algún que otro dulce típico de la zona.

El  Centro del Lobo Ibérico «Félix Rodríguez de la Fuente» lo visitamos por la tarde, acompañados de los biólogos del parque, que nos ilustraron y dieron a conocer un poco más la peculiaridad de este animal, al que pudimos contemplar en semi-libertad dentro de sus instalaciones. Conocer su interesante biología y ecología, los planes que garantizan su conservación y gestión, y el rico patrimonio cultural derivado de su relación con las poblaciones humanas.

Ubicado en el noroeste de la provincia de Zamora, está situado en la localidad de Robledo de Sanabria (Puebla de Sanabria), con una superficie de 21 hectáreas.

La jornada principal, la del sábado, constaba de dos rutas. Mientras parte del grupo hacía cima en Peña Trevinca (2.127 mts), cumbre más elevada de los «montes de Trevinca»  perteneciente al conjunto montañoso de los montes de León, en el macizo Galaico-Leonés, el resto de compañeros recorría el Cañón de Forcadura, partiendo ambas actividades desde la Laguna de Los Peces, situada a (1.707 mts) y dentro del encuadre de las Lagunas Glaciares de Sanabria con final de la marcha en San Martín de Castañeda. Este último recorrido descrito, también incluyó parte de la ruta GR-84 que da acceso a la Laguna de Murias o de Yeguas.

El domingo, día  de regreso a Cantabria, se plantearon nuevamente varias actividades, opcionales, y acorde con las apetencias del grupo, siendo la principal, la marcha por el Cañon de río Tera, partiendo desde el pueblo de Ribadelago Viejo, y donde los participantes disfrutaron de las huellas dejadas por las distintas glaciaciones cuaternarias en las rocas cámbricas de la zona que caracterizan el relieve.

Mientras,  a la orilla de la playa de Sanabria, junto al lago, el resto de compañeros disfrutaban del baño, las viandas,  el paseo en catamarán y hasta del kayak, remando y remontando el río.

GALERÍA DE IMÁGENES

Share Button
Añadir a favoritos el permalink.