A LAS PUERTAS DE GALICIA POR EL CAMINO PRIMITIVO

Continuamos nuestro particular Camino del Norte aprovechando el puente del Pilar, para completar las etapas desde Tineo hasta Grandas de Salime. Un periplo que nos adentra ya desde Oviedo en el CAMINO PRIMITIVO el primero y más montañero de todos los Caminos de Santiago.

Pudimos disfrutar de muy buen clima en las dos primeras etapas, complicándose en lluvia la tercera que nos dejaba en Grandas de Salime, ya a las puertas de Galicia, donde es nuestro objetivo, retomar el año próximo y seguir caminando.

Fue el sentir general que una de las etapas más bonitas que hicimos fue la que enlazaba Borres con Berducedo, a pesar de las ráfagas de viento que sufrimos. Tomamos el  camino por la Ruta de los Hospitales que es 4,5 km más corta que la alternativa por Pola y una vez alcanzado el Puerto del Palo a 1.146 mts, el siguiente punto hermoso en el recorrido fue llegar al pueblo de Montefurado emplazado en el lomo de una sierra, y que cuenta con un solo habitante.

Muy bien atendidos en el Hotel Nueva Allandesa  ubicado en Pola de Allande, y que convertimos en nuestro “campamento base”, el Hotel es encrucijada de caminos y ruta de peregrinos hacia Santiago de Compostela es un magnífico punto de partida para visitar tanto el Concejo como toda la montaña Centro-Occidental asturiana. Aún en nuestra memoria su exquisitas cenas al final de cada etapa que nos recomponían al instante de las horas caminando.

Finalizamos, por el momento, en Grandas de Salime, en un día lluvioso, tontorrón y de otoño, que para nada amedrentó al grupo, que por algo somos montañeros. Saliendo desde Berducedo y caminando entre moderados ascensos y descensos, alcanzamos el Embalse y de ahí en unos 6 km ya estábamos en destino para emprender el regreso a casa.

En el 2019 continuamos….

GALERÍA DE IMÁGENES

Share Button
Añadir a favoritos el permalink.